• alopecia-micropigmentacion-hombre
  • calvicie-redensificacion-micropigmentacion
  • capilar-micropigmentacion-mujer-bcn
  • dermopigmentacion-vitiligo
  • maquillaje-permanente
  • micropigmentacion-oncologica
  • micropigmentacion-vitiligo

La dermopigmentación médica, una técnica muy utilizada tras las cirugías

 

La dermopigmentación es una técnica a la que recurren muchos cirujanos para tapar las cicatrices tras una intervención o “dibujar” areolas después de una reconstrucción mamaria

Alicia Alfonso, dermopigmentadora médica que colabora con cirujanos como el doctor Mañero de IM CLINIC o la doctora Salvador del Hospital Quirón Dexeus, explica en declaraciones a Consalud que esta técnica “consiste en aplicar el color en la piel que por causas de una operación o una enfermedad de la dermis se haya perdido. Es un sistema parecido a un tatuaje pero menos profundo y en él lo que se hace es de forma natural y poco agresiva, sustituir aquellos rasgos de la piel que se han perdido”.

Se realiza con 30 agujas que permiten cubrir una zona amplia, como una areola o una zona de la piel grande. Es un trabajo rápido, sencillo y poco doloroso para el paciente. Para realizar dermopigmentación se utilizan pigmentos naturales realizados a base de vegetales y minerales, que pueden ser diluidos para abarcar más zona.

Alicia Alfonso señala que hay que “retocar el trabajo cada 3-4 años porque la piel se va regenerando y el pigmento se va perdiendo. La piel poco a poco va expulsando el pigmento por regeneración natural”. (Ver casos de reconstrucción estética de areolas)

Además de utilizarse en casos de cirugías en las que la diferencia de color entre la cicatriz y la piel es muy evidente o en casos de reconstrucción mamaria tras un cáncer en los que se pierde completamente o en parte la areola y hay que “redibujarla”, hay múltiples patologías en los que por causas de enfermedad la melanina de la piel va desapareciendo y es recomendable este tipo de “recoloración” de la piel.

Una de esas enfermedades son los casos de vitíligo, una patología degenerativa de la piel, en la que los melanocitos, las células responsables de la pigmentación de la pie, mueren, dejándose así de producir melanina, la sustancia que produce la pigmentación de la piel, en la zona donde ha ocurrido la muerte celular. En estos casos se intenta camuflar la zona igualando el color de la parte despigmentada con el de la piel sana. Aunque no implica que dicha parte quede curada, sí que tiene una gran importancia psicológica para el paciente.

Otro de los casos en los que el efecto psicológico en el paciente es muy positivo son en las quemaduras. Para estos problemas se realiza la dermopigmentación desde hace algunos años en muchos hospitales. 

Fuente: Nuria Morillo, Madrid, 21-07-14 Leer la notícia en ConSalud.es