Corrección estética de rasgos faciales 

En ciertas ocasiones los rasgos faciales no se adecuan a los propios de nuestro género, lo que masculiniza o feminiza en exceso nuestras facciones y esto puede provocarnos una cierta incomodidad estética con nuestra apariencia.

La dermopigmentación facial permite corregir estéticamente ciertos rasgos o la expresión facial, embelleciendo el rostro y dulcificándolo para feminizarlo o bien otorgándole más carácter para masculinizarlo.

Este tratamiento consiste en inyectar unos pigmentos minerales, a través de unas mico-agujas, que permitirán conseguir el efecto deseado. Suele ser necesario aplicar anestesia local y requiere de unas 3 sesiones para completar el tratamiento.